Google+ Indignación mundial por atropellamiento de niña de 2 años en China ~ Wicked Magazine

miércoles, 19 de octubre de 2011

Indignación mundial por atropellamiento de niña de 2 años en China



GUANGDONG, 19 octubre 2011 (EFE).- La población de todo el mundo está indignada. El video que muestra como una niña de dos años fue atropellada en China ha conmocionado a millones de personas y ha obligado a las autoridades de ese país a actuar.
Las crudas imágenes captadas por una cámara de seguridad y colgadas en YouTube, muestran como la menor es arrollada por una camioneta pequeña en una calle de la provincia de Foshan, Guangdong. El vehículo se para sobre la niña, pero luego continúa su marcha.
Posteriormente pasan al menos 18 peatones que se hacen de la vista gorda al observar que la menor está tendida en el suelo y agonizando por los golpes.
Minutos después otro automotor pasa por la piernas de la niña y nadie presta atención al doloroso hecho. Un hombre en motocicleta se detuvo pero solo observó y arrancó de nuevo.
Una mujer de 57 años, Chen Xianmei, mostró su solidaridad. Colocó a la niña al lado de la carretera y llamó a gritos a sus padres.
La pequeña se encuentra en estado crítico en un hospital militar de la ciudad de Guangzhou y depende de máquinas para el mantenimiento de la presión arterial y la respiración. Las pruebas encontraron graves daños en las funciones de su tronco encefálico y la corteza cerebral.
"Su situación en cierto modo se corresponde con los parámetros de la muerte cerebral", dijo Wang Weimin miembro del hospital.
En el momento del accidente, su padre se encontraba atendiendo su tienda y manifestó públicamente su indignación y le dio las gracias a la mujer que socorrió a su hija.
"Me siento tan impotente y enfadado, si alguien la hubiera ayudado antes, ahora no estaría tan grave", comentó.

Donaciones para la bebé y su salvadora

Muchas empresas realizaron donativos monetarios para ayudar a la pequeña que se debate entre la vida y la muerte.
Uno de los primeros aportes económicos fue de 50,000 yuanes (7,850 dólares). Otras compañías hicieron llegar su apoyo con cifras superiores a los 500.000 yuanes (78,500 dólares). "No sabemos que hacer con tanto dinero", dijo el padre de la menor.
Mientras la heroína rechazó los fondos que le otorgan por su acción. "Yo no lo hice por dinero. No me lo gané. Me voy a sentir incómoda si lo acepto. Mi hija me pidió que no acepte ningún dinero", afirmó Chen Xianmei.

Medidas contra quienes ignoren a "moribundos"

Una de las personas que ignoraron a la niña, una madre de una pequeña de cinco años de edad, dijo que se sentía "arrepentida y compadecida, dolida y culpable", por haberla visto en el suelo y no ayudarla.
"Pensé que se había caído al jugar y no sabía que había sido atropellada por vehículos hasta que su madre llegó anegada en llanto", agregó.
No es la primera vez que ocurre esto en China. Por eso, los medios de comunicación del país a menudo hacen llamados de atención por la falta de solidaridad de la población hacia las personas accidentadas.
Se ha anunciado la próxima creación de una asociación de abogados, que estará asociada al Colegio de Abogados de Guangdong, para estudiar la práctica de negarse a ayudar a los moribundos, además de presionar para que se cree una legislación al respecto, dijo Zhu Yongping, un conocido abogado en un bufete de abogados de Datong, en Guangzhou.


Muere pequeña niña china atropellada y desatendida por testigos

PEKÍN, 21 octubre 2011 (AP).- Una niña pequeña que fue atropellada dos veces y a la que ningún transeúnte prestó atención en una ajetreada calle comercial del sur de China murió el viernes, una semana después del accidente y luego de varios días de una amarga introspección en el país por la repetición del video de seguridad de la tragedia.
Una enfermera de la unidad de cuidados intensivos del hospital general del distrito de Guangzhou confirmó que la niña de dos años, Wang Yue, murió el viernes por la mañana.
El Hospital General del distrito militar de Guangzhou dijo que la niña murió de insuficiencia cerebral y de otros órganos. "Sus heridas eran demasiado graves y el tratamiento no tuvo efecto", dijo a los periodistas el director de la unidad de cuidados intensivos Su Lei.
El penoso suplicio de la pequeña llegó a simbolizar lo que muchos chinos ven como una decadencia en la moral pública luego de décadas de persecución del crecimiento económico.
Los medios estatales dijeron el padre de la niña estaba atendiendo la tienda de herramientas de la familia en el momento del accidente y que la madre estaba ocupada colgando ropa. Ninguno se percató que la pequeña escapó de su vista.