Google+ 09/15/10 ~ Wicked Magazine

Compromiso con la verdad

Todas las noticias son reales, se recopilan de las principales agencias, periódicos y medios informativos.

Miles de notas, reuniendo lo mejor de los últimos años

Desde el 2008 hemos recopilado casí 11,000 notas, puede consultar por orden cronológico en nuestro archivo o por temática mediante nuestras secciones. (Foto: Reuters)

Una perspectiva diferente

Conozca el lado insólito y desconocido de los principales acontecimientos y celebridades. (Foto: Reuters)

Sin censura

Nos esforzamos por publicar las mejores fotografías y videos, sin censura. Confiamos en el criterio de nuestros lectores, nunca limitamos la información. (Ilust: Brian Bolland)

Defensa de los derechos de autor

Siempre referimos a la fuente original de la cual se retoman la información, fotografías e ilustraciones. (Foto: Средний Класс)

Comprometidos con la libertad de expresión

Nos unimos a las voces que piden libertad de expresión total en Venezuela, en América Latina y en todo el mundo. (Foto: Venezuela ist verletzt!)

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Expresidentes, luchadores, cómicos, cantantes y reinas de belleza entre los invitados al Bicentenario de México

CIUDAD DE MÉXICO 15 septiembre 2010 (Notimex / Diario del Sureste).- Las celebraciones por el Bicentenario de la Independencia de México tuvieron como clímax la ceremonia de Grito de Indepencencia encabezado por el Presidente Felipe Calderón Hinojosa en homenaje al que hace 200 años diera el padre de la patria, don Miguel Hidaldo y Costilla.

A las celebraciones acudieron millón y medio de personas en el centro de la ciudad de México, más una cifra aun desconocida en cada una de las delegaciones, cabeceras municipales y capitales estatales, así como en las más de 100 embajadas de México en el extranjero.

De los invitados de honor al interior de Palacio Nacional la prensa nacional e internacional destacó la presencia de los expresidentes Carlos Salinas de Gortari y Vicente Fox Quezada. Los presidentes Luis Echeverría y Miguel de la Madrid no pudieron acudir por su delicada salud y el expresidente Ernesto Zedillo declinó la invitación por residir en el extranjero.

La lista de invitados fue uno de los secretos mejor guardados, la cual tuvo jerarquías al interior. De un total de 1500 invitados destacaron 300 invitados de honor los cuales tuvieron acceso a los balcones para apreciar el espectáculo así como cenar con el presidente. Cena que ha sido cuestionada debido al elevado costo de la vajilla, que contrasta con la situación nacional.

Entre los invitados destacaron varios miembros de las revistas de corazón, artistas, luchadores, reinas de belleza así como políticos nacionales y dueños de televisoras.


El luchador Blue Demon. (Notimex)



El comediante mexicano, Roberto Gómez Bolaños Chespirito. (Notimex)




El cantante de música ranchera, Vicente Fernández. (Notimex)




El hijo del Santo y el vocero del PAN, Max Cortázar. (Notimex)




El Senador Santiago Creel. (Notimex)




El premio Nobel de química, Mario Molina y la Secretaria de Energía, Georgina Kessel. (Notimex)




La ex Miss Universo Lupita Jones y la Miss Universo actual Jimena Navarrete. (Notimex)




El presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, Raúl Plascencia 
y el presidente de Grupo Televisa, Emilio Azcárraga. (Notimex)



El presidente del PAN, César Nava y su prometida Patylú. (Notimex)



El presidente de México, Felipe Calderón, acompañado de su esposa Margarita Zavala 
y al fondo el ex mandatario Carlos Salinas de Gortari. (Notimex)

Piden que el país se llame sólo "México"

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (El Universal).- Cuarenta y nueve senadores impulsaron ayer una iniciativa para que el nombre oficial de nuestro país sea México, y no Estados Unidos Mexicanos.

En el marco de la celebración del Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución Mexicana, los senadores del PAN, Guillermo Tamborrel, y del PT, Luis Maldonado, consiguieron 47 firmas, en su mayoría de blanquiazules, para respaldar esta iniciativa.

El senador panista explicó que más que cambiar el nombre oficial de nuestro país, el proyecto busca “reconocer” que los ciudadanos hablan de México: “¿A poco si te preguntan de dónde eres, tú respondes que de los Estados Unidos Mexicanos?”, ejemplificó Tamborrel.

El nombre oficial de nuestro país, que como tal aparece en el título de la Constitución y en muchos de sus artículos en donde se le señala como Estados Unidos Mexicanos, se asignó en el siglo XIX, cuando se aprobó la Constitución de 1824 y Guadalupe Victoria fue nombrado el primer presidente de la República. Durante la lucha entre centralistas y federalistas, los primeros preferían República Mexicana y los segundos Estados Unidos Mexicanos, explica Tamborrel.

“Es tiempo y oportunidad de formalizar el nombre que siempre ha tenido nuestro país, nombre que ha tenido incluso mucho antes de que los mexicanos nos diéramos un marco jurídico común; es necesario y también es el momento más oportuno para dejar un legado que ratifique el tan proclamado amor a México, que reafirme que somos mexicanos, y que al mismo tiempo sea un reconocimiento y un homenaje para todos los próceres y héroes nacionales que lucharon y murieron en el anhelo de un México independiente, de una nación con identidad propia y, como parte de eso, con un nombre claramente diferenciado de cualquier otro pueblo”.

La iniciativa propone sustituir por la palabra México cada parte de la Constitución donde este escrito Estados Unidos Mexicanos y contiene un artículo transitorio para que el gobierno federal instrumente acciones a fin de que en el exterior el país sea conocido y reconocido oficialmente como México.

Otro artículo transitorio que se plantea es que una vez aprobada y publicada en el Diario Oficial de la Federación, los estados tendrían un año para reformar sus constituciones y sustituir Estados Unidos Mexicanos por México. Propone que la modificación, si se aprueba por el Senado y la colegisladora, entre en vigor el 16 de septiembre de 2011.

Tamborrel decidió elaborar la iniciativa cuando en una reunión interparlamentaria México-Guatemala, “en la formalidad del discurso” presentaron a los senadores procedentes de Estados Unidos Mexicanos. Incluso, en ese momento bromeó sobre el tema con la dirigente nacional del PRI, Beatriz Paredes.

“Los ciudadanos que por primera vez constituyeron a la nación bajo forma republicana federal, siguiendo el modelo del país vecino, copiaron también el nombre de Estados Unidos que se ha venido usando hasta hoy sólo en los documentos oficiales. De manera que la denominación de Estados Unidos Mexicanos no corresponde exactamente a la verdad histórica”, argumentan los legisladores en la exposición de motivos.

Tamborrel dijo que iba a presentar la iniciativa en mayo, pero decidió publicarla en las celebraciones patrias.

Foto: El Financiero

Ovnis sobrevuelan el Popocatepetl

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (El Universal).- Los avistamientos de ovnis en las cercanías del volcán Popocatepetl no son nuevos, sin embargo, el más reciente ha causado gran revuelo entre los cibernautas, quienes han compartido una imagen en la que se puede apreciar dos objetos que sobrevuelan la cima de la montaña ubicada en los estados de México, Puebla y Morelos.

La imagen difundida fue tomada el 22 de marzo del 2010 por las cámaras de monitoreo del Centro Nacional de Prevención de Desastres (CENAPRED) y en ella se puede apreciar claramente la presencia de dos objetos oscuros. Según algunos escépticos, lo visto podrían ser un par de aves aura, especie que abunda en la zona, sin embargo, algunos científicos sí lo ven como un fenómeno paranormal:

"Después de los propios análisis, puedo comentar que aunque inicialmente sí se pudiera pensar que se pueda tratar de algún tipo de ave, al ir analizando las imágenes, podría decir que las mismas, podrían caber en la denominación de Objeto Volador No Identificado, por la razón de que se aprecia que pudiera tratarse de objetos sólidos con algo extraño emanando a su alrededor", comentó Salvador Mora, director del grupo de investigación "La Esfera Azul".

A continuación se presentan algunos de los avistamientos que se han dado en el perímetro de "la montaña que humea":



Junio de 1999



Diciembre del 2000
Fotos: El Universal

Cómo hacíamos teatro hace 200 años

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (Madrigal y Quijano | El Universal).- Al calce, el sello dice: “Habilitado por el Imperio Mexicano para el año 1821, primero de su Independencia”. Asunto: Remate del Teatro del Coliseo de Comedias. Exposición: Se ofrecen por el foro y todos sus enseres (por el estado en que se halla que es bien decadente) 5 mil pesos al término del año cómico que comenzará el día de Pascua y termina el día último de carnaval.

Esta acta, conservada en el Archivo Histórico del Distrito Federal “Carlos de Sigüenza y Góngora”, es el documento más antiguo que da cuenta de la actividad teatral en el México independiente. El Teatro Coliseo fue durante el virreinato, y hasta mediados del siglo XIX, el único foro formal para realizar montajes escénicos.

Miguel Ángel Vásquez Meléndez, del Centro Nacional de Investigación, Documentación e Información Teatral Rodolfo Usigli, narra las condiciones en que se hacía ese teatro: “Había un censor que revisaba obras. En 1790, época del virrey Revillagigedo, se presentó México rebelado, en la que Cuauhtémoc muere y luego ocurre un levantamiento indígena. La obra se presentó una vez. El público protestó y el censor pidió cambiar el texto porque hablaba mal de la Conquista y de Hernán Cortés, y eso podía crear disturbios”.

Así sucedió, a la obra se le cambió el título y se le presentó como México conquistado, de la que quedan fragmentos.

Durante la Guerra de Independencia, el Coliseo fue manejado por el empresario Mariano de la Rosa. En un acta del Ayuntamiento, fechada en 1814 y todavía con el sello “Fernando VII. Dos reales”, Mariano de la Rosa solicitó aumentar el precio de los boletos para montar un drama, cuya producción era más cara que las usuales comedias de sombras chinescas. El Ayuntamiento negó el permiso.

Durante todo el siglo XIX el teatro era estrictamente vigilado por el gobierno, pues se le consideraba un lugar propicio para la inmoralidad y el libertinaje. Un acta del Imperio Mexicano (1821) decretaba: “Todo actor que exija más sueldo, no podrá presentarse en otro teatro del Imperio y será llevado a la corte”.

El investigador Vásquez Meléndez señala que durante la Colonia “las obras tenían que ser siempre a favor de la Corona; no se abordaban temas políticos, y el teatro dependía del Virrey, había un juez que vigilaba las funciones teatrales”.

Ya como país independiente, esa rigidez normativa se mantuvo. En 1825, un empresario se presentó ante el Ayuntamiento para solicitar “que se permita a la concurrencia de ambos sexos en las bancas del patio”. Esta exigencia de separar al público masculino del femenino se mantuvo hasta mediados del siglo.

Todavía en 1843, un comité ciudadano levantó un acta para pedir que “en el Teatro Nuevo México se divida la galería alta en dos departamentos, uno para mujeres y otro para hombres”.

Pero si el teatro estaba regido por “las buenas costumbres” que restringían la presencia de mujeres, el espectáculo de los gallos era la máxima expresión de la diversión en el siglo XIX. Francis Calderón de la Barca escribió en sus crónicas de viajero: “Fuimos a los gallos a eso de las tres de la tarde. Los palcos ocupados por las damas parecían un jardín lleno de flores. Mientras los gallos cantaban, cruzábanse las apuestas y hasta las mujeres se entregaban a la influencia de la escena”.

En el transcurso del México independiente, el teatro desarrolló al mismo tiempo el teatro político y el de inversionistas privados que montaban obras de autores extranjeros, casi siempre comedias.

De cualquier manera, si se buscara una frase que resumiera el entretenimiento en el siglo XIX, sería la que escribió Franz Mayer en México, lo que fue y lo que es: “Cuando llegué a México me dijeron que, de no quedarme aquí por algún tiempo, perdería probablemente las tres grandes diversiones mexicanas: una revolución, un terremoto y una corrida de toros”.

Entre pulgas y una revolución

El programa no tiene desperdicio. Se compone de cinco actos: 1. Cabalgata de cochecitos tirados por pulgas; 2. Jak y Fritz, pulgas malabaristas; 3. Fred y Henrich, pulgas equilibristas; 4. Jacob y Willie, pulgas gimnastas; 5. Gran baile de pulgas en traje de carácter. La entrada es general y cuesta 10 centavos (a diferencia de la ópera que cuesta cinco pesos). Todos los actos son notables, se aprecian a simple vista. Por si fuera poco, no hay peligro de que deserte una de nuestras artistas.



Así se anuciaba el Gran Circo de Pulgas al comienzo del siglo XX.

Pero en el otro extremo del entretenimiento, los teatros formales en la capital sumaban ya 11. Los viejos foros habían desaparecido con el nuevo siglo.

La modernidad llegó con la desaparición del Gran Teatro Nacional, que fue derrumbado para ampliar la calle 5 de mayo. En su lugar se construyó junto a la Alameda el Nuevo Teatro Nacional, hoy llamado Palacio de Bellas Artes.

La actividad teatral era vasta y se componía básicamente de ópera (sobre todo a principios del siglo XX bajo el auspicio de Porfirio Díaz), y las zarzuelas y operetas. En este último género, Esperanza Iris fue conocida como la reina de la opereta; luego se volvió empresaria y compró un teatro, el cual fue inaugurado el 25 de mayo de 1918 con el nombre “Esperanza Iris”. Un documento del Archivo del Distrito Federal consigna que Esperanza Iris compró el local en 224 mil pesos.

Pero más allá de la diversión culta e intelectual, “las chusmas” (como se le llamaba despectivamente a un amplio sector de pobres) tuvieron su propia expresión teatral que se puede dibujar como una línea que atraviesa los siglos XIX y XX: las carpas. Ahí se presentaban los circos de pulgas, los títeres, los acróbatas. El cronista Manuel González Ramírez lo describe así: “La carpa está hecha a imagen semejanza del pueblo de México. Es pobre. Se conforma con estar en cuaqluier lugar. Gusta mucho de cerrar el paso de las calles. Y de hacer ruido”.

Y junto con la Revolución, México vio la llegada del cinematógrafo. El cartel más antiguo conservado hasta hoy en el Archivo del Distrito Federal es el del programa “Exito Powell; el campeón de la magia”, en el Cine Alameda. Tiene fecha del lunes 6 de enero de 1913 y anuncia que “Señoras y señoritas entran gratis”.

Los tiempos en que las mujeres tenían restricciones para divertirse estaban ya lejos. A 100 años, para ser precisos.

Símbolo fabricado con fervor patrio

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (El Universal).- Cuando Jorge Mario Canuero, director general de Heráldica Creativa, inició en el negocio de la manufactura de la Bandera Nacional, le emocionó conocer los colores del escudo, cada elemento que lo conforma, el número de nopales, la forma del águila, las secciones del plumaje, el pico, las patas, los laureles y todo el simbolismo que conlleva el lábaro.

Con seis años como empresario, le conmueve hacer bien su trabajo porque cada lábaro patrio terminado representa a su país, aunque muchos no lo valoren.

“Reproducirla de la mejor manera posible me enorgullece y pienso que la honro a ella, a mis compañeros de trabajo, a mi familia y todo lo que quiero de mi país. Quien la borda, corta, pinta, imprime o vende, deja parte de sí plasmada”.

Sólo cuatro personas conforman el equipo de trabajo y tres más colaboran de forma externa para producir entre 10 y 15 de grandes dimensiones sumadas a centenares de varios tamaños que adornarán hogares, escuelas, dependencias o empresas y generarán miles de pesos al mes.

Las ventas del estandarte representan cerca de 90% de sus ingresos pues muchas son sobre pedido o proyectos especiales, el resto se divide entre las de logotipo empresarial y de distintas naciones.

“Dependemos del cliente, no son productos de primera necesidad y aunque no son artículo de lujo, pocos particulares buscan adquirir una bandera de calidad”.

Confía en que la gente, de acuerdo a la inpuntualidad mexicana, de última hora buscará el artículo para adornar y ese entusiasmo se reflejará en los primeros días de septiembre, incrementándose previo a los festejos de la Independencia.

Canuero comentó que al no ofrecer un producto de mínima calidad ni producción en serie sino artesanal bajo técnicas de impresión en sublimación, bordado a mano en colores, con hilo metálico o canutillo de oro, mismo material con el que se borda la banda presidencial, no encuentra competencia con el producto chino que es barato y sin cuidado en los detalles.

“Nos enfocamos a la venta en corporativos, nuestro cliente principal es Home Depot que nos compra todo el año alrededor de 70 banderas de grandes dimensiones; otras firmas como HP ondean nuestras banderas al igual que algunos laboratorios o municipios, como el de Coatzacoalcos, Veracruz, al cual confeccionamos la más grande que hemos hecho de 18 por 31 metros con un peso de 65 a 70 kilos”.

Considera que los fabricantes bien establecidos no superan la docena, pues muchos son pequeños productores que también hacen su labor; además, varias tiendas compran y revenden el producto.

El protocolo de confección

El dar vida a una bandera de 18 por 15 metros, por ejemplo, está precedida de varias acciones: primero unen los lienzos blancos donde va el escudo de ocho metros de circunferencia; mientras se termina el proceso de pintado, se arman los lienzos de verde y rojo con esquineros y refuerzos.

Para pintarlo, usa esmalte pero busca nuevas tintas a base de agua que no contaminen o con bajo impacto al ambiente.

Al terminar el escudo, se unen las partes inferiores y superiores faltantes de color blanco y se integran los otros colores; de forma interna y en todo su rededor se pone una cinta de polipropileno de 1.5 pulgadas para hacer un marco y que la tensión se distribuya en toda la bandera; por fuera otra cinta distribuirá el chicotazo.

“Para aquellas de interior, utilizamos raso, poliéster de seda o acetato; para exteriores, nylon husky que importamos de Nueva Jersey que viene con un tratamiento contra rayos UV que minimiza la decoloración, y un impermeabilizante”.

Los tiempos de hechura dependen de las dimensiones y complejidad, si es de 15 por 25 centímetros, que vale 90 pesos; 30 minutos son suficientes; mientras las monumentales con costo de 79 mil 900 pesos y de 15 por 25 metros, tardan una semana e involucran a cinco personas.

El compromiso con el gobierno

Aunque es el año del bicentenario y da cabida a la producción de banderas alusivas a la celebración, el entrevistado aclaró que no puede hacer nada fuera de lo que dicta la Secretaría de Gobernación, quien indica los elementos únicos contenidos en el lienzo y no se le debe añadir nada que no esté aprobado por el gobierno.

“Cuando iniciamos, tramitamos la autorización para la fabricación y venta de ejemplares de la bandera, en la oficina de Fomento Cívico, donde se nos indicaron características, medidas y elementos que debe contener de acuerdo con la Ley sobre el Escudo, la Bandera y el Himno Nacionales, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 8 de febrero de 1984”.

El confeccionar, pintar y bordar una bandera de México implica un respeto al símbolo patrio, una responsabilidad que de no cumplirse, al infractor tendría una multa de 250 salarios mínimos o un arresto máximo de 36 horas.

Si la infracción se comete con fines de lucro, la multa podrá aumentar a mil veces el salario mínimo y se decomisarán los artículos que reproduzcan ilícitamente la Bandera, Escudo o Himno Nacional.

Las banderas que nadie quiere hacer
Consciente de ser parte de un negocio, Canuero confesó que hay banderas impregnadas de significado y sentimiento de tristeza, que no le gustaría hacerlas.

Hace días, la Secretaría de Seguridad Pública le hizo un pedido de 50 banderas con su logo, el de la Policía Federal y el del gobierno federal.

“Esos lienzos son los que colocan sobre féretros de los elementos policiacos caídos en cumplimiento de su deber; entiendo que a alguien se las van a comprar y nuestra obligación es cumplir, así que por lo menos sabemos del uso que se les dará y las tratamos con especial respeto”.

Lejos del impacto indirecto económico y emocional que el crimen provoca en su empresa, con el objetivo de mantenerse dentro de las celebraciones del bicentenario, la firma está en concurso de licitación para confeccionar las banderas estatales que circundarán el monumento a la Revolución en la Plaza de República.

Fotos: Flickr

Google se une a los festejos del Bicentenario de México

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (El Universal).- El mayor buscador de Internet en el mundo se une a los festejos del Bicentenario de la Independencia mexicana y despliega en su portal una imagen alusiva a la celebración.

En el logo conmemorativo de Google se aprecian las imágenes de Miguel Hidalgo, el Ángel de la Independencia y la campana de Dolores, entre otros símbolos representativos de la cultura mexicana.

El dibujo fue realizado por Omar Pérez Palma, de 18 años y estudiante de la Preparatoria oficial 183, quien obtuvo el primer lugar en el concurso convocado por la empresa para niños y jóvenes de entre 6 y 18 años.

La competencia se llevó a cabo a nivel local y regional en cuatro países latinoamericanos que celebran su bicentenario este año, Argentina, Chile, Colombia y México.

Imagenes: (Superior) Logotipo de Google usado el 15 de septiembre de 2010 / (Inferior) Logotipo de Google usado el 16 de septiembre de 2010 

La vajilla de la cena presidencial costará un millón 881 mil pesos

CIUDAD DE MÉXICO, 15 de septiembre (EXCELSIOR).- Como si fuera un laboratorio de medicamentos del futuro, o de tecnología que nadie debe conocer hasta que esté en los aparadores de los almacenes, así trabaja en Puebla desde hace meses un grupo de artesanos alrededor de una vajilla.

Excélsior visitó el pasado fin de semana la casa Uriarte de Talavera, fundada en 1872 por Dimas Uriarte, en Puebla. Ahí están dándole los toques finales a la vajilla que utilizará en la cena del 15 de septiembre el Presidente y sus invitados.

Son piezas hechas a mano, producidas con un método del siglo XVI, de las casas europeas, específicamente de Talavera de la Reina, de España. Esta herencia cultural, explicaron los artesanos, fue traída en la época Virreinal y se sigue respetando el mismo proceso de elaboración hasta nuestros días. La casa Uriarte tiene la denominación de origen número 4 por respetar el proceso original y mantener unos estándares de calidad altísimos.

Todo empieza en el departamento de diseño, tienen modelos preestablecidos de la casa desde el siglo XVI, tanto en la forma de los objetos como en el decorado.

En el caso de la vajilla especial del Bicentenario que se utilizará el día de la cena del 15 de septiembre en Palacio Nacional, es un diseño de Katia Ramírez Romero.

Todo se basó en el escudo nacional: el águila sobre el nopal, iconos prehispánicos que forman una guía estilizada alrededor del plato y la bandera de acuerdo al diseño, sencilla pero elegante, describen los artesanos. Para no perder el sello de la casa tiene detalles en azul cobalto muy característico de la Talavera tradicional.

A marchas forzadas

En Presidencia se pidieron 300 juegos de 6 platos mas accesorios, tendrá que estar terminada antes del 15 de septiembre para ser utilizada por el gabinete presidencial en la cena del Grito. Los talleres de la Casa Uriarte están a marchas forzadas para cumplir con el encargo.

Por suerte cualquier lector podrá hacerse de una vajilla conmemorativa para celebrar el Bicentenario, ya que la Casa Uriarte la pone a la venta, por petición de una tienda departamental de prestigio, una copia de esta vajilla de edición limitada.

El diseño que se ofrecerá en tiendas no es igual al que piden en Presidencia, pero es una edición especial creada para tan memorable evento.

Las vajillas que se venderán al público en general tienen el águila de Iturbide en el centro. Lo que la distingue de la que utilizará el Presidente es el águila, porque la del mandatario es la oficial.

El precio de los dos modelos es el mismo. La Vajilla Conmemorativa del Bicentenario para 12 personas, que incluye un total de 107 piezas, tiene un costo de 75 mil 260 pesos.

La Casa Uriarte de Talavera entregará para la cena presidencial del 15 de septiembre 300 juegos de estas piezas artesanales y exclusivas que guarda con celo dentro de sus talleres.

Esto, tomando en cuenta su precio de salida, representa un desembolso total de un millón 881 mil 500 pesos.

Fotos: Excelsior / Casa Uriarte

"Otra foto, ¡ahora con los rusos!"

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (NSS Oaxaca).- "Otra foto, otra foto, ahora con los rusos", decía emocionada una militar mexicana, eufórica por tomarse fotos con los cadetes extranjeros. Los militares de 16 países, invitados a participar en el desfile del próximo jueves, arrancaron suspiros a las soldados, que no paraban de tomarse fotos con ellos.

Los más solicitados fueron los rusos, los españoles, los estadounidenses, los franceses y los argentinos. El idioma no fue problema. Las militares de la Defensa Nacional hacían la señal de "foto" con una amplia sonrisa y muy coloradas.

Los cadetes extranjeros entendían la solicitud y posaron, eso sí, sin perder la altivez. "Uuuhhh, pero no pierdes el tiempo", se bromeaban las militares en cada fotografía.

Algunas cadetes, las más atrevidas se ajustaban el uniforme o la ropa de civil para mostrar sus encantos femeninos, retocaban su maquillaje y en juego de coqueteo buscaban entre la tropa a los solteros, para enseñarles la Ciudad de México.

Ese fue su propio ambiente. También las cadetes de Alemania, Argentina, Brasil, Canadá, Chile, China, Colombia, El Salvador, España, Estados Unidos, Rusia, Francia, Guatemala, Nicaragua, Perú y Venezuela, se tomaron fotografías con las Fuerzas Especiales de la Defensa Nacional y algunos vehículos históricos que se utilizaron para la ocasión.

Durante las representaciones, los militares de países invitados tomaron fotos y video del magno evento que ofreció el Ejército. Los chinos fueron los que menos perdieron detalle. A cada momento se valían de un codazo para señalar lo que les interesaba de cada representación.
Aplaudieron los giros de los aviones de combate F-5.

También al cadete que se arrojó de más de 10 metros de altura, para representar a Juan Escutia en la toma del Castillo de Chapultepec por parte del ejército estadounidense.

Los españoles sonrieron y sonrojaron cuando el presentador del evento narraba un pasaje de la Independencia. "¡Vamos a matar gachupines!". "¡Ay cabrón!", expresó un cadete ibérico, lo que provocó risas en una de las tribunas.

Los contingentes extranjeros desfilaran en el desfile militar del 16 de septiembre, conmemorando el bicentenario de la Independencia de México, donde seguramente arrancarán suspiros y muchos fotografías por parte de las espectadoras.

Fotografías: Fotografía con soldados españoles (NSSOxaca) / Fotografía con soldados franceses (NSSOxaca)

La historia de México contada por los artesanos

CIUDAD DE MÉXICO, 15 septiembre 2010 (El Universal).- Las conspiraciones que realizaban Ignacio Allende, José Miguel Domínguez, Josefa Ortiz de Domínguez y Miguel Hidalgo y Costilla; el Grito de Independencia; la firma del Acta de Independencia; la Batalla de Puebla y la presidencia de Porfirio Díaz son algunos de los sucesos que conforman la exposición El Tren de la Historia que presenta el Museo de Arte Popular (MAP) de la ciudad de México.

En total se muestran 35 episodios ocurridos entre 1808 y 1923 representados en vagones, uno por suceso, que forman un tren en miniatura. Las piezas fueron realizadas por más de 30 artesanos mexicanos de estados como Sonora, Michoacán, Oaxaca, Nayarit, Jalisco, Yucatán, Puebla, Estado de México y Distrito Federal.

El director del MAP, Walther Boelsterly Urrutia, mencionó en una entrevista que el objetivo de la exhibición es “que el público vaya viviendo cada uno de los hechos que marcaron la historia de México, en el marco del Bicentenario de la Independencia y el Centenario de la Revolución, interpretados por las manos de los artesanos”.

El proyecto comenzó a tomar forma a partir del primer semestre del 2009 y se espera que el 20 de noviembre, en el aniversario de la Revolución, se coloque el vagón que complete el tren.

La máquina inició su marcha haciendo una remembranza de 200 años de cultura y tradición. A lo largo de su recorrido va mostrando a un México envuelto en triunfos y derrotas bélicas, en epopeyas y fracasos; así como el protagonismo y muerte tanto de héroes emblemáticos en su historia y de villanos antipatriotas.

Sin que el camino termine, el tren hace una escala en el tiempo para que las manos de un pueblo rico en costumbres, diversidad cultural y creatividad, moldeen su pasado, aquel que le da identidad.

¡Todos a bordo!

Sentado en la locomotora con la canana cruzándole por el pecho y portando un emblemático sombrero, una calavera de 30 centímetros y huesos de cartón guía al resto de la tripulación que, al igual que ella, tiene la misma complexión esquelética.

Los pasajeros que quieran unirse al viaje comenzarán por retroceder a 1808 para conocer a Francisco Primo de Verdad, Juan Francisco de Azcárate y Gabriel Yermo, quienes junto a otros personajes fueron los primeros en señalar que la soberanía residía esencialmente en el pueblo.

Estos personajes están hechos de cerámica estofada, pintura al temple de huevo, y esgrafiados en barro de Oaxaca.

La siguiente parada es para participar en la conspiración junto con Ignacio Allende, José Miguel Domínguez, Juan Aldama, Josefa Ortiz de Domínguez y Miguel Hidalgo y Costilla, quienes se encuentran en la casa del presbítero José María Sánchez. Con el cuerpo tallado en madera, cartón y fierro forjado, los conspiradores planean el golpe que les dará libertad.

Después se revivirá el momento en que José María Morelos y Pavón convocó a los participantes más destacados del movimiento insurgente para instaurar un gobierno supremo que representara la soberanía de la nación y defendiera sus intereses, mismos que se plasmaron en el Acta de Independencia y en Sentimientos de la Nación, obra en madera y hoja de oro.

Como fiel línea del tiempo, los rieles continúan la travesía de 1810 a 1818 acogiendo en sus furgones a heroínas de cartón -Josefa Ortiz de Domínguez, Leona Vicario y Gertrudis Bocanegra-, así como al primer presidente de México, Guadalupe Victoria, quien ocupa en este tren de la historia una imponente silla presidencial elaborada en papel aglutinado.

Con escritos como el Plan de Iguala, la Ley de Desamortización de Fincas Rústicas y Urbanas y las Constituciones de 1824 y 1857, escenificados con papel amate, cartón y arte huichol, se cubren las paredes que alguna vez fueran testigo de las batallas que libraron los mexicanos en pos de la equidad y la justicia.

Recorriendo los pasajes, algunos se tiñen de rojo, como en la Guerra con Estados Unidos, enfrentamiento ocurrido el 8 de septiembre de 1847, entre el ejército mexicano y el estadounidense. Misma que culminó en un enfrentamiento legendario -escena en papel recortado-, conocido como la Batalla del Castillo de Chapultepec, el 13 de septiembre del mismo año.

La siguiente parada se sitúa el 5 de Mayo de 1862 en la Batalla de Puebla. El vidrio recortado con el que se reprodujo, simboliza las destrozadas columnas del general Conde de Lorencez en la Hacienda de los Álamos, en donde Porfirio Díaz y su ejército combatieron a los franceses.

La marcha sigue en 1864, cuando Maximiliano, ante la adulación de los conservadores y alentado por Carlota, aceptó la corona del Segundo Imperio Mexicano.

En la siguiente escena hecha de cartón y pintura se representa al México de 1876, en el que las monarquías y el gobierno por parte de otras naciones cesaron con la llegada de Porfirio Díaz a la presidencia.

El último vagón presenta los asesinatos de Madero, Pino Suárez, Villa, Zapata y Carranza, personajes hechos de barro, alambre, papel, cartón y hojalata. Parada detrás de este convoy se encuentra una mujer envuelta en mantos blancos y tomada de la mano de un niño; levantando la bandera de México, en señal de victoria.

La muestra El Tren de la Historia está abierta de martes a domingo.

Presidencia de México pide ver festejos del bicentenario por internet


CIUDAD DE MÉXICO, 14 septiembre 2010 (El Universal).- La Presidencia de la República convocó a la gente a ver por internet en vivo las fiestas de la Independencia porque será como si estuvieran ahí, desde la comodidad de su hogar, aunque también recomienda verlo por Televisa, TV Azteca, Canal 11 y Canal 22.



Canal del Gobierno Federal, transmisión en vivo.

A través de la página de Internet de la Presidencia de la República se hace el llamado para que la gente viva la experiencia "como nadie más".

En el mensaje, que incluye los horarios de los espectáculos en la ciudad de México y en entidades federativas dice a la gente que disfrute desde la comodidad de su hogar.

"Disfruta desde la comodidad de tu hogar a partir de las 5:30 de la tarde a través de www.gobiernofederal.gob.mx la transmisión en vivo por internet del desfile, los conciertos, el espectáculo en el Zócalo, la ceremonia del Grito y los fuegos artificiales, como si estuvieras ahí y sin perder ningún detalle".

La Presidencia indicó que "también puedes seguir la transmisión por Canal 11, Televisa, TV Azteca y Canal 22".

Precisa que habrá 45 pantallas gigantes en la avenida Paseo de la Reforma y la Alameda, pero les recuerda elegir oportunamente el sitio donde les interesa estar "pues una vez que inicien las actividades no habrá posibilidad de moverse de una sección a otra por seguridad".

Además, sugiere consultar las zonas donde no habrá acceso vehicular.

Las recomendaciones para asistir a los eventos son las siguientes:

Porta calzado cómodo; atiende las instrucciones del personal de seguridad y de protección civil; evitar concentrarse en zonas muy saturadas; no obstruir áreas de circulación común como pasillos o áreas de seguridad; procurar no recargarse en las vallas para evitar caídas; llevar consigo tarjetas con información personal; establecer puntos de encuentro con familiares y amigos en caso de extravío; y localizar servicios médicos, sanitarios y centros de control de protección civil y seguridad pública cercanos.

En Michoacán no habrá ceremonia del Grito en la noche del 15, sólo una interpretación coral del himno nacional Mexicano "Primera ejecución pública oficial del Himno Nacional Mexicano (1854)" a las 18 horas en el Jardín Morelos.